domingo, 23 de marzo de 2014

Knizia, Feld y el arte de hacer churros.


Anoche estrenamos Trajan en casa de la Ficha Negra y, a riesgo de que los trolls invadan este amigable espacio, voy a analizar las primeras sensaciones que me da el tiento a susodicho juego.

Como siempre, estamos ante un juego con tema CERO, con kilos de componentes, con un set up infernal, con mil doscientas setenta y cinco (o más) formas de conseguir puntos de victoria y con una explicación de reglas que (no es culpa tuya, Pepe) suele ser un coñazo de lo más espectacular.

Además de todo esto, el juego, como siempre ocurre con Feld, es una auténtica máquina bien engrasada en cuanto a mecánicas: todo encaja. En eso Feld es el puto amo.

Y el juego, ayyyyy el juego, otro solitario multijugador (interacción inexistente) en el que tienes que pensar mucho no, muchísimo si quieres optimizar el mancala de los coj****.

¿Me divertí en la partida? Sí, más o menos.
¿Me gustó el juego? No
¿Me lo compraría? Desde luego que no.

El despacho de Mr. Feld
¿Por qué? Pues porque, como siempre, me dio la sensación de refrito tremenda.
Aquí es cuando los acérrimos de Feld empiezan a escribir el comentario destroyer metiéndose con mi madre (y la pobre no tiene la culpa de tener un hijo friki): "¿refrito?? si tiene el mancala que innova como cosa mala???". Ya, pero, por mucho que le añadamos a las mecánicas una pequeña (o gran para que no se me enfaden los fans) innovación, el juego deja la sensación de haberlo jugado antes.
Más de lo mismo. Con matices, pero más de lo mismo (recuerda en algunas cosas al Strasburgo, en otras al Bora Bora, en otras al...). Me canso.

Si Knizia pasó de hacer juegacos tremendos a convertirse en el churrero lúdico número uno (reimplementaba la misma idea una y otra vez cambiándole el tema), debo decir que ha sido desbancado de ese título (¿honorífico?) por el Sr. Feld, convertido desde hoy en el churrero lúdico mayor del universo.

¿Un Trajan, un Bora Bora, un Strasbourg...? Todos saben igual
Muchos churros al año y muy sabrosos pero con el mismo valor energético y el mismo sabor de siempre por mucho que añada una pizquita de crema o de chocolate, ya sean buñuelos, porras o churros finos.

Y me repiten.

30 comentarios:

  1. Yo entiendo tu postura. A mí Feld me gusta, pero sus juegos me resultan un poco cansinos de jugar. Es difícil de definir, es como si resultasen sosos. Y habiendo probado ya unos cuantos juegos de él, me pasa que se me reducen las ganas de probar otros, porque pienso "si total, va tener un poquito de borgoña, una pizca de trajan, etc".
    Pero bueno, pa gustos colores.
    A mí lo de Uwe me duele más que cualquier autor. Vale que Knizia o Feld abusen de las mecánicas de sus juegos creados, pero es que Uwe sólo tira una y otra vez de 1 de sus juegos, en singular. Y puede que todos sus "refritos" del Agrícola sea buenos sí, pero es que ESTO SÍ QUE ES SER CANSINO.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí síme gusta probar los juegos de Feld. Más que nada porque siempre son sesudos y espero encontrar algo diferente. Pero últimamente se repiten como el pimiento.

      Eliminar
  2. De Feld solo he jugado al Notre-Dame. Me pareció un juego en el que las mecánicas estaban muy bien engrasadas, como comentas del Trajan, pero mientras lo jugaba, no paraba de preguntarme: ¿A qué demonios estoy jugando? ¿De qué va este juego? ¿Qué tiene que ver con Notre-Dame? No siento el menor interés por los juegos con el tema pegadísimo (salvo que sean fillers) y todo lo que leo de Feld me confirma que no es un autor para mí (ojo, no digo que sus juegos no sean buenos, solo que a mí no me interesan lo más mínimo).
    Totalmente de acuerdo con Neiban sobre lo de Uwe. En este caso, el aceite de los refritos está ya quemadísimo.
    Por último, se agradece este tipo de reseñas en las que se critican los juegos que a uno no le gustan (parece que hay una cierta prevención en internet a la hora de expresar críticas de un juego por temor a los comentarios negativos), pero, al fin y al cabo, una reseña debe reflejar la opinión personal del que la escribe. Y si hay debate, pues mejor que mejor.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sobre las temáticas... yo prefiero que los juegos tengan tema. Si bien es cierot que siendo como somos eurogamers, las mecánicas lo dicen todo.

      Yo, insisto que a pesar de preferir la temática más o menos coherente, no me quejo tanto de eso como de que cuando juegas un Feld siempre tienes la sensación de un eterno deja vu...

      Eliminar
  3. Qué me mate el que quiera! El mejor juego de Feld es el ROMA! (y aún mejor la segunda parte, que es mucho más redonda). De ahí, para abajo.
    Mi top del autor serían Arena Roma, Notredame y Speicherdast. Los otros... ni me apetecen ;P

    Tienes toda la razón del mundo. El Castillos de Borgoña lo compramos por las millones de buenas recomendaciones, y aunque el juego funciona muy bien y todo va como la seda, es un poco peñazo de jugar (y montar todo). Vamos, como todos los demás.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hombre, el Roma a mí no me gusta nada... y el Speich tampoco...

      Pero bueno, no se trata tanto de decir lo que le gusta más a uno o a otro, que para gustos, colores, sino de que este hombre es un poco deja vu... como decía nates.

      Y lo de sus set ups es una cosa terrorífica.

      Eliminar
  4. ¿Que Feld hace mierdas muy parecidas? Pues sí, pero a mí me gusta esa mierda que me da, jajaja.

    Para mí Trajan es una burrada de juego y para nada me parece un solitario, pero cada cuál tiene sus gustos :D

    PD: El Roma... ¡mojón! ¡Borgoña juegaco! xD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo no he dicho mierdas parecidas. Digo churros parecidos, pero no en sentido de caquita, sino en que los hace como churros, como los de la primera acepción de la RAE:

      churro1.
      (Voz onomat.).
      1. m. Fruta de sartén, de la misma masa que se emplea para los buñuelos y de forma cilíndrica estriada.

      Porque el tío saca cada vez más juegos al año y cada vez se parecen más entre sí... ¿o no?

      Eliminar
  5. A mi el Trajan me aburre mucho, me parece una olimpiada de minijuegos y me da mucha pereza jugarlo la verdad. El Castillos de Borgoña también, aunque menos. Este es menos duro y se me hace mas ameno pero con el Trajan no puedo. Son los únicos de Feld que he catado y con ello me quedo. Las obras de Feld no están echas para mi.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mucha gente se quejaba de los minijuegos. A mí eso no me molestó tanto como que uno de esos minijuegos sea lo mismo que el Strasburgo, otro lo mismo que el otro... Y eso que el juego más o menos lo disfruté, pero ¿qué diferencia hay con otros de ese autor?

      Un abrazo Carlos

      Eliminar
  6. Ay omá lo que ha dicho!!!
    Para mi feld es como mi otro churrero favorito, Stephen King, me gusta su masa y el toquecito de aceite.
    Me gusta Trajan, burgundy, spreichstad, en el año del dragón, roma y notredame. El bora bora, no lo he estrenado. Como dice Clint, la que te va a caer cuando te kea esto :p, feld es nuestro dios y rossemberg su profeta. Al que no le gusten los churros siempre se puede pedir una entera con aceite tomaté y jamón, que también está muy bien.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ja, ja

      Sí, ya tengo por ahí a Clint difundiendo el mensaje de la iglesia Feldiana.

      Este Clint...

      Eliminar
  7. Coincido en que puede parecer churrero el Feld, pero desde luego al uwe no le gana nadie. Creo que su proximo juego va a traer 50 recursos distintos... Porque no se retiraria despues de hacer bohnanza

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uwe puede ser quien le destrone, efectivamente

      Eliminar
  8. Yo creo que prácticamente todos los autores (en cualquier ámbito) cuando tienen éxito acaban autoplagiandose en cierta medida. Unos mas, otros menos. Lo bueno es eso, que si a un determinado sector de la comunidad jugona ese tipo de juegos les gusta, pues tiene su mercado.

    Pocos juegos son aceptados por practicamente todos los jugones. Esos pocos elegidos son los que pasan a la historia como clasicazos. xD

    Pero es innegable que el refrito y las reimplementaciones están a la orden del día. Pero no solo en los juegos. En los juegos, en los libros, en el cine, en la música... Cuando algo tiene éxito y la gente compra, a clonar y clonar... :P

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo en esto no estoy nada de acuerdo. Una cosa es el estilo y otra el autoplagio, reimplementación o copia de un o mismo. Y eso vale para los juegos, las novelas, la música...

      Y lo de Feld no es estilo, es autoplagio

      Eliminar
  9. Bastante de acuerdo con tus sensaciones "trajanas". A mi de Feld, y de casi cualquier autor, me gustan algunas cosas, y otras no. Trajan solo lo he jugado online (evitandome el set up), y me pareció de una inconexión inaudita. Menuda mezcla. El tema del mancala me parece una muy buena idea, pero perdida en una inmensidad de "cositos". Aparte de que me pareciera difícil de cojones de manejar medio bien, no digo ya ni optimizar.

    Que sea un refrito o no... bueno, como todo a gustos. Brugge también es un poco refrito, con su "ensaladita de puntos", pero me divierte mucho, y es de lo que más me ha gustado ultimamente. De Feld me gusta mucho el Año del Dragón, el Notre Dame, Rialto, Brugge, y lo poco que he probado el Macao. El Burgundy online sí, que manejar las fichitas es un coñazo de padre y muy señor mío. Me gusta, pero es posiblemente uno de los juegos de los que más me sorprende su enormísima aceptación (por ejemplo en el ranking en la BGG). Y seguro que varios de ellos pueden considerarse refritos.

    Del Rosenberg es que me da pereza hasta mirarlos. Agricola me pareció desde el principio la cosa más antielegante del mundo, y desde ahí, dale que te pego con la matraca. Bohnanza es un juego superior, y Babel otro. Y se juegan con cartas sencillitas.

    Pero bueno, cada autor tira para el lado que puede o quiere. En nuestras manos y carteras está luego darles la bendición, o no.

    Javi36

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Javi

      Como decía, a mí también me gustan muchos juegos de Feld, pero la cosa es que, set ups infernales aparte, sus juegos son un deja vu perpetuo. Siempre tienes la sensación de que es lo mismo que otro de sus juegos.

      De los juegos gordos (Romas, It Happens, etc. aparte) El año del Dragón es una de las excepciones, junto a Luna. El resto (algunos no los he probado) es una variante de otro diseño previo

      Eliminar
  10. Desde Hoy declaramos tu apostasía has ofendido a nuestro Dios.
    Para lavar tu ofensa serás condenado a jugar 20 veces a Furia de Dracula, juego con tema como pocos, mueve tu ficha y huye en un mapa leyendo una carta muy temática, y que una carta de evento te puede reventar la partida sin mas, pero eso sí que nadie proteste porque tienes que entender que así son los temáticos. 4 horas jugando para que una carta te lo reviente.
    O jugar al grande 15 veces de tu adorado Kramer, juego también muy temático para nada pegado y en el parece ser que si le veis sentido a meter cubos en un castillo e ir eligiendo cartas para moverlos y ganar mayorias.
    Por cierto de los churros bodrios infumables que lleva sacando Kramer en los últimos cinco años no hablas.
    Puedo entender lo que dices pero lo del tema a mi me da igual si la mecánica es buena y en los juegos de Feld es buena. Que se repite en sus mecánicas pues si pero como la mayoría de autores y no por eso deja de gustarme un juego.
    De todas formas las diferentes opiniones es lo que le da salseta a este mundo del juego sino sería muy aburrido. ;-)
    Ala a jugar al Furia de Dracula

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ja, ja Clint, te esperaba...

      No os dejéis cegar por el símil de la churrería. Parece mentira que no queráis leer que digo que hace buenos juegos, bien engrasados y que te estrujan las neuronas.

      Sólo digo que, como los churros, todos acaban teniendo el mismo sabor.

      Que juegas al Bora Bora, se parece al Trajan.
      Que juegas el Stasburgo, se parece al otro,
      Que juegas al equis, se parece al y

      Vamos que el hombre siempre hace lo mismo y que si tienes 3 de sus juegos ya los tienes todos (más o menos).

      El Luna es un juego muy molón del que nadie habla y de los pocos que encuentro diferentes. El Año del Dragón también me parece molón, sobre todo por el agobio, pero soy de los que piensa que está roto con la estrategia del doble dragón.

      Y cierto, Kramer últimamente anda flojete, pero es que ya es un señor mayor.

      Un abrazo!!!

      Eliminar
  11. ¿Cuál de los minijuegos dices que se parece al Strasbourg? No logro darme cuenta....

    Estoy de acuerdo en que Trajan no tiene tema ninguno. Si te importa el tema, no te gustará este juego.
    No estoy de acuerdo en que es un solitario. Si no te fijas en lo que hacen los demás perderás el 90% de las partidas.
    No estoy de acuerdo (en general, nadie se lo tome de forma personal) con reseñas hechas tras una partida.
    ¿Qué es lo que encuentras diferente en el Luna que hace que te guste?

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No hombre, si no me voy a mosquearme porque alguien no tenga los mismos gustos que yo o me haga la contraria (si es educadamente). Al revés, está bien opinar y debatir sobre juegos.

      Ante todo decir que esto no es una reseña. Las reseñas van con más de una partida. Esto son unas sensaciones, unas primeras impresiones.
      El post es para evidenciar las sensaciones que a MÍ me da (casi) siempre Feld. Esa sensación de deja vu, de repetir siempre el mismo juego.

      La ausencia de tema no es un inconveniente radical. Prefiero un tema coherente y razonable, pero que no haya no me impide gozar un buen juego (Medina es el claro ejemplo, mi candidato Interblogs. JUEGAZO)

      En Trajan sí que te fijas en los demás, obviamente. Pero la interacción tampoco es que abunde. Tu capacidad de influir en las jugadas de los demás no es muy alta.

      Reitero que esto no es una reseña.
      Si te asomas aquí de vez en cuando sabrás que no hago así las reseñas.

      Si me recuerda al Strasburgo o a Macao o a lo que sea no tiene demasiada importancia porque eso es algo subjetivo. Lo importante es que todos sus juegos son más o menos las mismas operaciones.

      Feld hace juegos que funcionan genial (digo varias veces que son buenos juegos), y son juegos que encandilan porque hay mil formas de puntuar, pero lo que digo es que ¿si tengo el Bora Bora para qué quiero, por ejemplo, un Trajan?. Y digo eso porque mis sensaciones son las de jugar a juegos muy similares siempre que estreno un Feld.

      Y el Luna es de los pocos que a mí personalmente no me da esa sensación de repetición.

      Un saludo (eso sí, estaría bien poner el nombre para saber con quién hablamos).

      Nos vemos más por aquí!! :)

      Eliminar
    2. Me identifico: Jorge en el mundo real, jbsiena de nick por los foros lúdicos. Es que de las opciones al "responder como" le di a Anonimo por no pensar qué eran las demás :-)

      Gracias por responder, y sobre todo por entender que mi mensaje era de buen rollo y mis preguntas eran curiosidad real, no por defender el juego sin más. A veces hay malentendidos en un medio escrito en el que no hay tono de voz ni lenguaje gestual.

      Entiendo perfectamente a quienes dicen que estos juegos (Trajan, Bora Bora, etc) les resultan parecidos y les llegan a aburrir. Luego están aquéllos a quienes las variaciones que aportan les parecen suficientes y los disfrutan por igual. Me apunto al segundo grupo :-)

      Sigo opinando que puedes (y debes) fijarte mucho en lo que hacen los demás e intentar impedir que hagan lo que quieren hacer de manera fácil (quitar a un rival las losetas de repetir acción o las losetas de construcción o....). A veces no podrás, es cierto, pero hay que estar atento. Y mucho más en partidas a 2, ahí es vital.

      Y rectifico en lo que dije sobre las reseñas tras una primera partida. Efectivamente, dejas bien claro que no es una reseña sino tus primeras impresiones. Lo malo es que en la actualidad hay tantos juegos disponibles que la mayoría de las veces no pasamos de esas primeras impresiones.... Yo el primero. Y el gusto que da profundizar en los juegos que te gustan.....

      Saludos!

      Eliminar
    3. Hola de nuevo Jorge. Gracias a ti por volver a pasarte.

      pues sí, claro que lo entiendo. Siempre digo que respeto a quienes no les gusten los mismos juegos que a mí. Igual que pienso que ellos deberían respetarme a mí mis gustos si soy educado al opinar.

      Siempre digo que hasta respeto a quienes no les gusten los kinks. Ja, ja.

      Y sí, en lo de los juegos que no pasan las primeras impresiones estoy de acuerdo. La sociedad de la inmediatez es lo que tiene y el afán de coleccionar y estar a la última también.

      Yo procuro repetir juegos. Y los que me gustan ven mucha mesa. Ya vamos por la partida 80 del Carson. No sé si llegaremos a hacer el especial 100 partidas...

      Saludos y espero que sigas asomándote por aquí!!!!

      Eliminar
  12. Feld es Dios y Clint su Mesías, adoremos a Feld por todas y cada una de sus obras (menos rialto)

    hereje: arderás en una hoguera de Furias de Dracula y Galacticas por tal osadía

    "The night is dark and full of terrors...but the fire burns them all away

    ...pero de buen rollo, eh?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, arderé en el infierno.

      Yo soy creyente, pero creo más en los Kinks, en Colovini, en Kramer & Kiesling y en Stefan Dorra, aunque, como dice Netes, el dúo dinámico últimamente no saca juegos como los de antes.

      :)

      Eliminar
    2. Bah NETes otro falso mesías... Solo creo en Depeche Mode, Feld y Kramer contra Cramer, aunqueeeeee...

      Debo decir que mi primera partida a Bora Bora me dejó una sensación a lo winter is coming, es grave Dr. Black Meeple?

      Eliminar
    3. Ja, ja. Sí, winter is coming o back to the future... MacFly!

      Eliminar
  13. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  14. justo estos días pensaba lo mismo sobre otro autor ahora no me preguntes el nombre pero el diseñador de la Isla Prohibida ,el desierto prohibidos y el pandemic.buscando un juego para inicia a mi pareja y reiniciar me a mí mismo porque también soy nuevo en este mundillo, gracias a mr meeple :-), Me fui encontrando con estos trés juegos que resultaron ser del mismo autor. cuando me empecé a informar por internet y al mirar tutoriales de cómo se jugaba descubri las mecánicas eran tremendamente parecida entre los 3, refrito de refrito . si lo pienso hasta cierto punto lo comprendo, cuando uno autor encuentra una mecánica novedosa y que funciona bien quiere crear su sello personal aplicarla a otros juegos y supongo que a la vez va encontrando sus puntos débiles y reforzando los fuertes .lo malo como decís es que jugado a 1 el efecto sorpresa des resto se pierde un poco. de los juegos que hablais no tengo ni idea porque soy nuevo en el mundillo pero en el caso concreto de estos tres es realmente asi. lo bueno es quesi los miras con perspectiva supongo q de entre todos ellos puedes encontrar un juego con buenas mecánicas y que resulta un redondo, original y muy jugable... y lo mejor supongo que es que mientras lo encuentras te lo pasas bien¡¡ :-)

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...